Saltar al contenido.

Tipos de pastillas de freno

PoluxCriville-Via-Honda_Montesa-mantenimiento-moto-seguridad-pasiva-activa-frenos-pastillas

Si para la cabeza ya tenemos un montón de pastillas que tomar, no vayas a pensar que tu moto tiene menos. Y por si fuera poco, como no le hagas caso, también te dará dolor de cabeza…

Normalmente el primer síntoma de que algo no va bien en tus frenos es porque empezarás a oír algún que otro ruido-chirrido-zumbido raro por ahí abajo. Y no, no eres tú despotricando porque no te hayas podido parar en el stop. Así que, para poner remedio al problema, no queda otra que saber qué mantenimientos tiene tu tren de frenado y cuántos tipos de pastillas hay en general para elegir la que mejor le vaya a tu moto.

PoluxCriville-Via-Club14.es-pastillas-freno-tipos-conduccion-segura-moto

A menudo se pasa por alto el desmontar y limpiar las pinzas de frenos. Al utilizarlas continuamente, las sometemos a un castigo constante y en el sistema de frenado se acumula tanto el polvo de las pastillas como el de la suciedad de la carretera. Por eso es conveniente su mantenimiento, por lo menos, una vez al año o año y medio. Además de cambiar periódicamente el líquido de frenos y revisar el grosor del ferodo de las pastillas de freno. Cuando a éstas les quedan aproximadamente 2 milímetros de parte activa, es recomendable sustituirlas. Las hay de los siguientes tipos:

  • Orgánicas. Presentan un óptimo coeficiente de “agarre” (fricción) para un uso moderado, son silenciosas y dan un buen resultado a bajas temperaturas. El mayor hándicap de éstas es que se desgastan rápidamente.
  • Semimetálicas. Son adecuadas para todo uso, en altas temperaturas es cuando se optimizan sus propiedades, cuanto mayor carga metálica tienen, mejor rendimiento. Son algo más ruidosas y menos efectivas a baja temperatura de trabajo.
  • Metálicas. Compuestas a base de metal sinterizado, proporcionan una alta calidad en la frenada. Al degradarse producen un polvo negro corrosivo, que obliga a un mantenimiento y limpieza cuidadosa de las llantas y discos. Para su uso en la calle están hechas de latón, bronce o cobre, o una mezcla de ellos, incluso se les puede añadir polvo de cerámica para soportar temperaturas mayores.
  • Carbono. Empleadas en usos deportivos. Necesitan alcanzar una gran temperatura para rendir correctamente. Son semimetálicas y tratadas con carbón para mejorar sus características. Al igual que las anteriores, hay que tener cuidado con los sedimentos procedentes del desgaste.

© Agradecimientos y Créditos: Club14.es. Enlaces, menciones y fotos de esta entrada.

PóluxCrivillé NO A LOS GUARDARRAÍLES ASESINOS

NOTA: Puede que los enlaces, imágenes y/o vídeos dejen de verse.

1 respuesta »

¿Tienes algo que añadir? ¡Coméntalo!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Artículo al azar

Categorías

Archivo

Podcast

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos artículos por correo.

Consumo

Estadísticas

  • 2,368,878 Visitas

Cont@cto

Escribe a @PoluxCriville #ConduccionSegura

A %d blogueros les gusta esto: