¡¡¡Y de pronto una mancha!!!

Las confianzas son muy traicioneras. Y eso que yo procuro mantenerme entre el límite de “la falta de…” y “el exceso de…”. Pues bien, hace unas pocas mañanas iba yo en mi Verdy camino al trabajo, cuando a la mitad de una rotonda con salida de frente sentí dos trallazos…

¿Sólo cinco sentidos en moto?

El primer trallazo me cogió por sorpresa. Ya que antes de meterme en la glorieta iba escaneando (como parte del #Motero270 que creo que soy) y no había visto nada anormal que me hiciera actuar a la defensiva o de manera proactiva. Y sin embargo ocurrió. Recordé al momento aquella vez que me caí por pisar una grieta helada que tampoco vi, y pese a que iba más bien lento, fue todo rapidísimo. En esta ocasión la rueda delantera hizo un extraño en el que yo sentía que la perdía porque comenzó a patinar hacia la derecha. Afortunadamente para mí era una mañana seca, sin lluvia, y lo que fuere, quedó minimizado tan pronto como el neumático agarró nuevamente y continuó hacia donde yo miraba, que era a la salida de la rotonda. Sin embargo, no se terminó de enderezar la moto cuando siento el segundo trallazo. Esta vez en la rueda trasera. Durante un interminable segundo, quizá bastante menos, noté como la moto se me empezaba a ir de atrás, hacia la derecha. En un acto reflejo, giré aún más el manillar en este sentido y milagrosamente la goma agarró de nuevo y traccionó consiguiendo por fin, salir de la trampa que estaba al acecho y oculta a la vista: ¡¡¡una p… mancha de gasóil en mi trazada!!!

Estamos vivos de milagro…

Mi Ángel de la Guarda se ganó un cheque en blanco por sacarme indemne de aquel punto negro de caída casi obligatoria. Desconozco si las ayudas electrónicas actuaron. Quiero pensar que sí, ya que mi cabeza sólo atendía a mantenerme en equilibrio y sacarme del marrón. Por otra parte, estas cosas ocurren a diario, nos vemos expuestos gratuitamente a situaciones de peligro igual o peor a la que yo he tenido la gran suerte de contarte sin consecuencias, por culpa de la negligencia de unos y otros. Ahora ponte a investigar quién fue… Por esto mismo y teniendo claro que lo que sea te puede ocurrir en cualquier momento, TÚ tampoco lo pongas fácil y ve equipado como si te fueras a caer

© Agradecimientos y Créditos: Enlaces, menciones y fotos de esta entrada.

PóluxCrivillé NO A LOS GUARDARRAÍLES ASESINOS

NOTA: Puede que los enlaces, imágenes y/o vídeos dejen de verse.

¿Tienes algo que añadir? ¡Coméntalo!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s