Saltar al contenido.

Moto + agua + lluvia = +Peligro

PoluxCriville-Via-Masquecurvas.wordpress.com-lluvia-visibilidad-luz-moto-conduccion-segura

Quiero transmitiros algunas recomendaciones que a lo largo de los años me han mantenido de una pieza sobre la moto, a pesar de las condiciones desfavorables con las que muchas veces me he encontrado la atmósfera y el asfalto…

Conducir sobre el agua:

Tenemos que procurar mantener la misma actitud dispuesta con la que conducimos habitualmente, nunca retraerse porque es entregarse al antojo de la adversidad, siempre anticiparse a lo que nos va trayendo la carretera.

Hay que intensificar la concentración con la que permanentemente debemos guiar el manillar y agudizar la vista para escanear el suelo más concienzudamente, si cabe, que cuando rodamos en seco.

PoluxCriville-Suzuki-Inazuma-moto-peligros-asfalto-grasa-agua-combustible

Debemos emplear con extremada suavidad todos los mandos de la moto, incluyendo el freno, aunque en este caso tendremos que combinar esa suavidad con una buena dosis de firmeza (los neumáticos delanteros de hoy en día se aguantan una barbaridad frenando con la moto derecha).

En cuanto a los tipos de asfalto que ofrecen mayor agarre una vez que están mojados y no pueden drenar la cantidad de agua que tienen encima:

  • El mejor es aquel que, sin grietas, baches ni badenes, se muestra más agreste.
  • El que nos enseña las aristas y los vértices de la grava que forma su conglomerado; es decir: el peor asfalto para arrastrarnos tras una caída, ése que nos desollaría el mono, y lo que no es el mono si nos descuidamos.

PoluxCriville-carretera-agua-lluvia-deterioro-asfalto-conduccion-segura-moto

Prohibido pisar la pintura en estas condiciones, anticípate y esquívala; y si ya es tarde, pasa sobre ella con la moto completamente derecha y mantén inclinado sólo tu cuerpo.

Respecto de los neumáticos, lo más importante para el asfalto mojado es que sean blandos. No debemos hacer demasiado caso de la profundidad o el trazado de los dibujos, algunos con muy poco consiguen mucho; como en el caso de los Pilot Sport de Michelin y otros similares que, aún teniendo aspecto de slicks rayados, son capaces de evacuar un buen número de litros gracias al principio de la espiral.

Conducir bajo la lluvia:

Aparte del suelo mojado, que ya hemos tratado, y de la desagradable sensación de conducir calados hasta los huesos, el problema más evidente que nos plantea la lluvia es el de la visibilidad.

Lo primero que debemos hacer para paliarla en lo posible es procurarnos una pantalla con tratamiento antivaho. Merece la pena que la incluya de serie nuestro casco y debemos acoplarle una completa o una adhesiva, si no es así. Tanto si disponemos de una de estas pantallas como si no, podemos aplicar el viejo método de la patata cruda para que las gotas o los pequeños torrentes de la lluvia resbalen sobre ella.

Tomamos una patata, la partimos por la mitad y restregamos su cara interna sobre la superficie de la pantalla; después de dejar secar ese jugo, deslizamos muy suavemente, apenas rozando, un papel de cocina para llevarnos sólo la neblina que el líquido de la patata ha dejado en la pantalla. Después, debemos reglar el casco para surcar la lluvia abriendo todas sus ranuras de ventilación.

Circulando, giraremos de vez en cuando la cabeza, primero a un lado y luego al otro, para que al ofrecer al viento la forma curva de la pantalla se lleve las gotas fuera de nuestro campo de visión. Si además en esos momentos aceleramos un poco, añadiremos una fuerza extra para que se despeje más rápido.

Debemos alejarnos de las estelas de los coches, procurando ir solos; y colocarnos contrapeados, si viajamos en un grupo, en una fila de compañeros sobre dos ruedas. Eso se muestra más que evidente. Pienso que lo más complicado llega a la hora de acercarnos a los camiones antes de rebasarlos. La cantidad de agua que levantan llega a ser infernal en algunas ocasiones, a pesar de esas grandes alfombras de goma que llevan colgando en el extremo trasero de su carrocería. Cuando divisemos uno de estos pesados vehículos, haremos un pequeño cálculo a medida que nos vayamos acercando, teniendo en cuenta que habrá un momento en el que no veremos absolutamente nada, precisamente cuando estemos justo a un par de metros de las ruedas traseras. Si la carretera es de doble sentido, haremos el adelantamiento con mucha más distancia que en condiciones favorables y dejaremos pasar -esperaremos atrás- las curvas a derechas (visibilidad).

PoluxCriville_Via_Enrique_Dans_camion-agua-lluvia-visibilidad-moto-conduccion-segura

Nos colocaremos en el carril de la izquierda mucho antes de llegar a la altura del camión, memorizaremos el recorrido y, una vez que nos hayamos asegurado de que el espacio del que disponemos es suficientemente amplio, confiaremos en la potencia de nuestro motor y aceleraremos con decisión, sin olvidar que habrá un momento, repito, en el que no veremos absolutamente nada. Es muy importante tener en cuenta esto para no asustarnos o no desconcertarnos en medio del torbellino acuático, para ello debemos confiar en el trayecto que hemos visto y memorizado antes de meternos de lleno en la turbulencia.

Si no nos queda más remedio que circular de noche, lloviendo, por una carretera sin alumbrado e iluminando nuestro camino sólo con la luz de nuestra moto, hay pocas opciones porque a la escasísima visibilidad se añade la circunstancia de que la pintura del asfalto, las señales y los indicadores pierden toda su propiedad reflectante. Podemos usar como referencia las luces rojas de un vehículo que nos preceda en la distancia y procurar no acercarnos a él, si es que no va demasiado lento, y, si es así, intentar buscar uno que lleve una marcha que nos convenga, que, obviamente, no puede ser para batir ningún record. En general, circular pegados a la providencial línea blanca de la derecha, aunque prohibido pisarla, claro está.

© Agradecimientos y Créditos: Extracto de Tomás Pérez (Moriwaki) para Escuelaportalmotos.es. Enlaces, menciones y fotos de esta entrada.

PóluxCrivillé NO A LOS GUARDARRAÍLES ASESINOS

NOTA: Puede que los enlaces, imágenes y/o vídeos dejen de verse.

2 respuestas »

  1. Un apunte, cuando se circula por la noche con baja visibilidad y encima lloviendo, lo de ir cerca de la línea de la derecha es bastante peligroso. Ya que es en ésta zona donde se acumula todo el aceitillo que arrastra la lluvia y es una zona con más alto índice de gravilla desprendida del asfalto. Además si te surgiera una curva a izquierdas la capacidad de reacción está muy limitada provocando el “arco reflejo” que consiste en agarrar el freno sin consciencia de la presión ejercida, y como consecuencia de ello te llevas un susto en el mejor de los casos.

    Ya ni que decir tiene los “andarines” nocturnos que suelen ir caminando por el arcén (si lo hay), y encima casi siempre de noche, sin ningún elemento reflectante. Son como encontrarse con la Santa Virgen porque te quedas con la mirada fija en ésa figura humana con las capacidades cognitivas bloqueadas, y ya se sabe que en la conducción si fijas el centro de atención en un punto, el vehículo tiende a dirigirse a ése punto.

    Mi apreciación es mantenerse en el centro de la calzada, pisando o no la línea blanca contínua o discontínua. Decir que el alumbrado de la moto iluminará mejor dicha línea central y de ésta manera podemos ver con antelación el trazado de la calzada. Existen carreteras en las que no hay línea divisoria central, en éste caso lo mejor es mantenerse en el centro de dicha vía por el motivo anterior de poder reaccionar mejor ante la trazada súbita de una curva.

    Otro de los factores a nombrar y muy importante, sobre todo cuando conducimos de noche, ya sea con lluvia o no, son los típicos deslumbramientos producidos por los vehículos que circulan en sentido contrario. Ante un deslumbramiento se produce una pérdida de visión momentánea que puede durar entre 1 a 5 segundos, dependiendo del estado cognitivo del conductor, es decir, que no es lo mismo ser deslumbrados con el cuerpo fresco, que después de haber estado conduciendo todo el día, la fatiga aumenta el tiempo para la recuperación de la vista. Y ya si hemos tomado sustancias alcohólicas o estupefacientes, la gravedad del deslumbramiento puede ser muy severa.
    Otro factor que influye en la capacidad para recuperar la vista ante un deslumbramiento es el tiempo que nuestros ojos se quedan mirando hacia la fuente de luz. Es ovio que cuanto más prolonguemos la mirada hacia el vehículo contrario que nos deslumbra, más tardaremos en recuperar la vista, pero creo que ésto es una reacción instintiva de todos los mamíferos. Como dije anteriormente si fijas el centro de atención en un punto, el vehículos tiende a dirigirse a ése punto.
    El consejo que nos dan en la seguridad vial es apartar la mirada e ir “decelerando” hasta recuperar la visión, y en su defecto parar si fuera necesario. Como dice la palabra “decelerar” y no “frenar” la moto, ya que si no nos hemos percatado puede haber otro vehículo detrás nuestra cuyo conductor haya sufrido también el deslumbramiento afectando a la capacidad de cálculo de distrancia; dico vehículo puede ser un enorme camión de 40 toneladas…. y ante ésto no digo nada.
    Como decís, puede servirnos de referencia la luces traseras del vehículo que nos precede, y si el deslumbramiento fuese muy severo, entonces sí, echárnos a la derecha o incluso al arcén (si lo hubiere).

    Espero que mis explicaciones sirvan de ayuda, aunque me extendido un poco. Pero es que veía la necesidad de enviarte éste comentario ya que no se ha expuesto el tema de los deslumbramientos.

    Gracias por tu atención. Un saludo.

    Le gusta a 1 persona

¿Tienes algo que añadir? ¡Coméntalo!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Artículo al azar

Categorías

Archivo

Podcast

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos artículos por correo.

Consumo

Estadísticas

  • 2,364,841 Visitas

Cont@cto

Escribe a @PoluxCriville #ConduccionSegura

A %d blogueros les gusta esto: