¿Estamos seguros?

PoluxCriville_Seocharliecom_web20 Hace muy poco sucumbí al fenómeno Facebook. He de reconocer que tiene su encanto y las posibilidades de comunicación con tus afines parecen infinitas.

«Feisbuceando» me sorprendió cómo somos en general. Desconfiados casi por naturaleza en la vida real y tan «desprendidos» en la virtual, ¿acaso no vienen siendo la misma cosa? Observo perplejo como las gentes ponen sus nombres y apellidos r-e-a-l-e-s; muchos datos personales en sus perfiles lejos de la típica fecha de nacimiento, sus fotos, las de los amig@s, donde viven, donde viajan, el buga/moto/furgalla/patinete que tienen, sus tareas, documentos, calendarios de reuniones, etc. Y digo yo, ¿acaso no queríamos intimidad? Si alguien te llama por teléfono para pedirte una serie de datos personales (para una encuesta, por ejemplo) muy probablemente pongas el grito en el cielo e incluso apeles a la LORTAD pero, si te los piden en el Facebook de turno, no sólo los introducirás sin rechistar lo más mínimo sino que además estarán disponibles para millones de personas… ¿Qué fashion no? La web 2.0 es la hostia en verso. ¡¡Tengo mi vida «in the cloud«!!

El “gran hermano” ya puede despedir a un montón de gente argumentando también la «crisis», total, nosotros mismos nos encargamos de alimentar sus «búsquedas» de manera «legal». Nos indentificamos lo suficiente como para que cualquier día alguien llame a tu puerta de casa, -sí, la real-, y te lleves una sorpresa porque el programa P2P echa humo o porque el Google Maps te quitó una foto aparcando en zona prohibida. Seguro que para eso sí quieres ser «anónim@» y a lo mejor ya es demasiado tarde porque habrás dejado muchas huellas por el camino…

Moraleja: Quizá sea mi «deformación POfesioná» pero… ¿qué mas dará si dispones de un buen sistema de seguridad instalado en tu ordenata si tienes «al enemigo en casa»?

Un poquito de publicidad: La información está en «las nubes», En la red, como en la calle

[ACTUALIZADO: sábado, 23 de mayo de 2009]

Me ha gustado encontrarme esta leyenda por parte de Microsoft donde te advierte de los peligros inherentes a publicar unas fotos sin más: Sé precavido con tus fotos

Al publicar una fotografía en línea, recuerda que es posible que todo aquél que utilice Internet pueda verla. La mayoría de las personas emplea Internet con fines honestos, aunque los delincuentes también navegan: desde depredadores en busca de víctimas hasta ladrones que buscan un coche potente o una vivienda vacía. Para garantizar que tus imágenes no atraigan el tipo de atención inadecuada ni ayuden a que alguien te encuentre, a continuación se indican algunas cuestiones que debes tener en cuenta antes de compartir fotografías en línea:

  • Las cámaras digitales y el software de fotografía de otros fabricantes pueden almacenar metadatos (Información acerca de una foto que se almacena como parte del archivo de foto. Puede incluir quién ha tomado la foto, la fecha y el lugar. No siempre resulta sencillo obtener acceso a los metadatos y no siempre es obvio qué metadatos y cuántos hay almacenados como parte de un archivo de foto.) sobre cada foto como parte del archivo de foto. Los metadatos almacenados varían según el fabricante de la cámara y la aplicación de software, pero podrían incluir tu nombre, el número de serie de la cámara y otros detalles como las coordenadas GPS del lugar en el que se tomó la foto. Si compartes fotografías en línea, es posible que las personas que las vean y las descarguen puedan tener acceso a los metadatos almacenados en el archivo de foto.
  • ¿Qué pueden revelar las fotos acerca de ti? ¿Atraerán el tipo de atracción inadecuada o ayudarán a alguien a localizarte?
  • ¿Qué hay en el fondo? ¿Las fotos muestran el número de tu casa, la placa de una calle, un número de matrícula, un centro comercial local, tu colegio u otros puntos de referencia?
  • ¿Has etiquetado las fotos con nombres completos u otros datos identificativos?
  • ¿Qué hay escrito en tu camiseta? ¿El nombre de tu colegio, de tu equipo o club? ¿Tu nombre?
  • ¿Quién aparece en las fotos? Si aparecen amigos o miembros de tu familia, podrías estar exponiéndolos a un riesgo también a ellos.
  • Cuando agregues etiquetas de personas (Datos de texto adjuntos a una foto para perfeccionar su definición y significado al identificar a la persona o personas que aparecen en ella.) a fotos, recuerda que todas las personas que pueden ver la foto también pueden ver las etiquetas de personas.

 

© Agradecimientos y Créditos: Wikipedia, Genbeta, Consumer, Microsoft.
 

Comparte :

 

 

 

 

 

Categorías: Prensa y comparativas

4 replies »

  1. Que razón tienes y que fácil es sacar datos personales a la gente. Creo que cada vez se pierden más las relaciones personales con tanta red social. Un saludo.

    Me gusta

  2. Hombre, tampoco es para obsesionarse, no se están poniendo ni numeros de cuenta ni telefonos ni nada por el estilo. Ningun dato mío que no haya vendido ya telefonica o fenosa, no crees?V’sssssssssssss

    Me gusta

  3. Son las ironías de la época que nos está tocando vivir. Es la era de la comunicación, internet te lo pone a huevo, te registras en multitud de foros, de redes sociales, tienes varias cuentas de correo electrónico y, sin embargo, no sabes quién vive en el 5º. Das datos en muchas páginas e incluso pagas con tu tarjeta Visa, pero como aparezca tu nombre en no se sabe qué papeles de cualquier empresa, inmediatamente apelas a tu intimidad y a la Ley de Protección de Datos…Así que… Hola, me llamo Zentolo y soy un adicto a internet… y a las churrascadas moteras… y a la playa… y a escuchar música on-line… y… ¿pero yo existo o sólo soy un ente virtual? XD

    Me gusta

¿Tienes algo que añadir? ¡Coméntalo!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.