El GS500 Club por Silleda…

Tras algunos intentos  fallidos, el del día 8 de Octubre parecía cobrar más fuerza para la “mini-xuntanza” de algunos miembros del Club GS500, pese a que la amenaza de lluvia era constante en todos los medios de comunicación sobre nuestra comunidad gallega. Finalmente el esperado “chaparrón” no llegó para nuestra suerte porque así pudimos disfrutar de un día  de rutas y compañía irrepetibles.
Lamentar tan sólo las ausencias de VsPati y Sixzero que, por motivos de fuerza mayor, nos acompañarán en próximas salidas. También el susto llevado por Cooper y ese recto a la salida de una curva a izquierdas que ocasionó algún contratiempo con el manillar (y su ulterior conducción)  y varios plásticos en general que sustituir pero, como nos gusta decir: “podría haber sido peor”. Él está perfecto tal y como lo dejó evidenciar tras incorporarse más rápido que su propia sombra después del susto –según nos cuentan- , tan sólo el ego fue el más afectado, como en todos estos casos…
La noche anterior recibiera un sms de Draco preocupándose por el estado del tiempo y asegurar de esta manera el viaje para el día siguiente y es que, su amortiguador trasero le condicionaba enormemente como pudimos ver todos. Aún así se permitió el lujo (y el detalle) de conducir con una sola mano mientras que, con la otra, nos grababa en vídeo!!! Menos mal que las setas recogidas por el camino de vuelta le supuso una gran recompensa.
El grupo en general estaba dividido en dos, los que venían desde Ferrol-Coruña (Buraca y Bea, Cocogs y Ruti, Cooper y La_gusa) y los que íbamos desde Baiona-Pontevedra (Draco y el que te escribe).  Draco y yo nos presentamos (y conocimos personalmente) en Pontevedra, y juntos iríamos hasta el “meeting point” en la entrada de Silleda por Lalín. Es una rotonda compartida con un área de servicio de CEPSA.
El camino más rápido para llegar hasta allí pasaba por Cerdedo y Forcarei, tramos sinuosos  que invitaban a plegar a la mínima que abrieras el puño. Aunque mi “susi” fuera la primera, era la moto de Draco quien marcaba el ritmo desde mis retrovisores. Una vez que llegamos a la gasolinera, llenamos el depósito aunque no hiciera falta. Esta es una buena estrategia de grupo que siguieron todos antes de continuar.  Luego colocamos nuestras “susis” en un sitio visible de referencia rápida al entrar en la rotonda.
El grupo de “Ferrol” tardó en reunirse con nosotros por el incidente de Cooper, mientras, conocimos a  “Dasaw”, marido de VsPati  que se acercara a junto nuestra para explicarnos por qué no pudo venir su mujer. Con todo, nos valió para conocernos y compartir experiencias “cartográficas”.  Media hora más tarde de lo previsto vimos entrar al grupo por el rellano donde habíamos colocado nuestras hermanas de Hamamatsu y supimos el por qué del retraso y de las habilidades de Cocogs. Poco menos que un McGiver de las GS’s.
Después de ajustar las geometrías del manillar de Cooper y del rápido intercambio de saludos, nicks vs nombres propios y sesión de fotos improvisada, debíamos hacer la reserva para la comida y  una pequeña ruta con el consenso de todos. Pensamos en hacer un recorrido alrededor de Prado (lugar donde comeríamos), de tal manera que la cosa quedó así: Prado-Cristimil-Vilatuxe-O Irixo-Carballiño-Alto do Paraño-Forcarei-Alto do Candán-Viltuxe-Cristimil-Prado.
Durante todo el recorrido formábamos una pequeña columna serpenteante que incluso sirvió de inspiración para un Draco que se adelantara algún kilómetro, para así quitarnos unas fotos “en marcha”. A la altura de Carballiño se unió efímeramente al grupo mi apreciado compi Nafisgal quien nos acompañó hasta poco antes del Alto do Paraño. Lástima que él tuviera compromisos y nosotros algo de prisa y no pudimos ni tomar algo juntos; otra vez será compañero!!!
Como el tiempo se nos echaba encima, faltaba la última parada en el Alto do Candán donde, junto a esos molinos eólicos “preciosos” en lo alto de la cima, también sirvió como motivo de instantáneas varias. Luego el rugir de nuestras tripas se mezclarían con el de nuestras “susis” mientras bajábamos camino del restaurante que,  tal y como pactamos,  estaríamos sobre las +-14:45 por allí.
La comida discurrió como cualquier otra entre apasionados de las dos ruedas, de la buena compañía y mesa. Hablamos de nuestras monturas básicamente aunque si lo hacías durante rato los demás no paraban de comer y tú… jajaja  No faltó el Pulpo a Feira, Carne Richada, muuucha agua, postres varios y cafelito, a elegir entre de “pote” y de “máquina” (y nada de gotassss).
Al término de la sobremesa y acompañando a los últimos comensales que ocupaban el salón,  nos íbamos camino de nuestras monturas de vuelta a casa ya que a nuestros compis de Ferrol todavía les quedaba un tramo más largo que recorrer que a los de la zona sur.
Fue un placer conocer a todos (bueno, a casi todos): Buraca, Bea, Cocogs, Ruti, Cooper, La_gusa y Draco. Como veis, sigo con estos problemas de relación entre Nick vs Nombres jajajaj Sin duda tenemos que repetir para otra, aunque los del “fondo sur” tengamos que subir más arriba para compensar los trayectos de cada uno. Esperemos que para entonces podamos contar con aquellos que faltaron a esta y con todos aquellos que quieran acercarse
Ahora, y con el permiso de la venia, nos vamos Draco y yo a recoger setas antes de que el sol se “ausente”…
Para el próximo viaje hemos de pasar por la Fervenza da Toxa, a petición de Bea….
© Gracias a ImageShack(tm) por el hospedaje de capturas y a Draco por las fotos.

Categorías:Rutas

¿Tienes algo que añadir? ¡Coméntalo!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s